31 de mayo,

¿Qué hay en una sonrisa?

La Biblia en un año: 2 Crónicas 13-14, Juan 12:1-26

Tú diste alegría a mi corazón. . . . --Salmo 4:7.


Según un artículo del periódico The New York Times, el acto de sonreír puede fomentar los buenos sentimientos. El escritor Daniel Goleman cita experimentos en los cuales los investigadores descubrieron que decir la palabra cheese [queso, en inglés] hacía que una persona sonriera, lo cual a su vez creaba sentimientos agradables. Por otra parte, decir la palabra few [unos pocos, en inglés] creaba una expresión facial distinta, lo que daba como resultado emociones negativas.

Por interesante que pueda ser ese estudio, hay una mejor forma de tener paz y alegría. Funciona de adentro hacia afuera, no de afuera hacia adentro.

En el Salmo 4, David declaró varias medidas que tomó cuando se estaba sintiendo profundamente perturbado. Pidió a Dios alivio y misericordia (v.1). Se consoló al saber que Dios lo favorecía y que el Señor lo escuchaba cuando él llamaba (v.3). David estaba callado delante de Dios (v.4). Hizo lo correcto y puso su confianza en Él (v.5). Descansaba en la seguridad de la paz de Dios (v.8). David confiaba en que tendría alegría en su corazón (v.7) como un regalo de Dios, no como resultado de alguna sonrisa forzada que podía traer un sentimiento bueno temporal.

Padre, ayúdanos en nuestros momentos tristes a mirarte a Ti. Concédenos la paz y la alegría que David experimentaba cuando te invocaba.

EL CORAZÓN TOCADO POR LA GRACIA DE DIOS TRAE GOZO AL ROSTRO.

<···Indice